domingo, 05 de julio de 2020
Opinión/ Creado el: 2020-06-29 10:21 - Última actualización: 2020-06-29 10:23

Previsibilidad y la canción de las bestias

Escrito por: Redacción Diario del Huila | junio 29 de 2020

Por José Luis Anaya Cabrera

En mi opinión, la cordura de la humanidad es un gran dilema, parametrizar el comportamiento o las reacciones del ser humano ante diferentes eventos, probablemente ha sido un exhaustivo ejercicio de académicos de la antropología, la psiquiatría, la psicología y la sociología. Seguramente esto se ha logrado con importantes y valiosos éxitos, pero no dudo, con incertidumbres y mucho trabajo aún por delante, dada la misma complejidad humana.

Un ejemplo de ello son las diversas reacciones ante la crisis actual. En algún momento llegué a juzgar de irresponsables y despreocupados a aquellos que se quedan en casa, se dedican a hacer actividades que nunca han hecho, disfrutan el forzoso descanso, economizan en todo aquello que pueden y viven con lo básico, esperando la reactivación económica y la cotidianidad. Por otro lado, también juzgué de exagerados, alarmistas y desconsiderados, a aquellos que hablan sobre la cantidad de gente que aguanta hambre, exigen con urgencia que se les permita retomar la actividad que les provee el sustento y cuantifican a diario sus pérdidas. Pero en realidad, lo único totalmente falso en ambos casos, es mi equívoco prejuicio.

Edward Lorenz, el padre de la teoría del caos, en su artículo “Previsibilidad” explica el comportamiento caótico con un particular ejemplo. “El aleteo de una mariposa en Brasil podría originar un tornado en Texas”, la verdad es que no sé si el profesor Lorenz fue consiente de todo lo que sustenta su teoría del caos, pero es válido decir, que el sensible y exponencial comportamiento de contagio del covid-19, es totalmente caótico, aclarando que no hago referencia exclusivamente a dicho comportamiento, sino también, a la desestabilización social que implica su propagación.

El aumento del desempleo, el desplome de las bolsas de valores, el desacuerdo enfermizo entre el petróleo y el dólar, el aumento del hambre y la miseria, el sistema de salud entre la espada y la pared y una sociedad que olvida sus principios morales y éticos, son la consecuencia caótica de la que hablaba el profesor Lorenz. 

La pregunta es ¿Cuál será la solución?, antes que intenten responderse, quisiera aclarar que en Colombia antes del covid-19 el desempleo ya venía en acenso, ya habíamos sufrido mucho por la dependencia al petróleo y al dólar, ya existía la miseria y el hambre, y nuestros valores ya se encontraban tergiversados, entonces, en honor a la honestidad, ¿una vacuna es la solución?

Haciéndome esta pregunta recordé aquella canción del argentino Fito Páez llamada “La canción de las bestias”, en su estribillo él también se cuestiona: ¿Cómo creen que se puede arreglar un mundo donde todos llevan la razón?, y no encuentro una pregunta más oportuna, pero lo espeluznante es que tampoco encuentro respuesta.