martes, 12 de diciembre de 2017
Opinión/ Creado el: 2017-10-12 08:33

Mateo en donde estas que no te veo

Escrito por: Alfonso Vélez Jaramillo | octubre 12 de 2017

El concejal Mateo Trujillo debe estar lavándose las manos para seguir mostrándolas como las limpias del Departamento del Huila. Después de lo que publicó la Contraría Municipal creo que le va costar muy caro que la gente le crea sin vérselas.

Ahora que el ente de control municipal anunció posibles anomalías en 11 contratos que suscribió durante su gestión como presidente del concejo, comienza a comer de su propio calentado.

Como ordenador del gasto desbarató quinientos millones de pesos en solo un año, la mayoría de ellos en contratos con una serie de inconsistencias que podrían dar pie para que se inicien en su contra investigaciones fiscales y hasta penales.

La contraloría en una auditoría realizada al Concejo de Neiva, encontró, como para variar, que en solo tres contratos de prestación de servicios firmados como Presidente del Concejo el año pasado, uno por 27.500.000 pesos, otro por 33.000.000 pesos y otro por 16.500.000 pesos, no hay prueba de su cumplimiento.

En pocas palabras se pagó dinero del erario por un servicio que no se prestó y esto si es un asunto grave, independiente de su responsabilidad penal. Mateo Trujillo, se había auto erigido como el portaestandarte de la moral y la ética en los últimos dos años en Neiva.

Recuerden que él ha sido el principal gestor de las marchas y plantones contra la inmoralidad, eventos que casi siempre terminan por cortarle la cabeza a quien considere que va a ser su contendor en la próxima campaña, ya que pretende ser candidato a la alcaldía de Neiva.

Mateo Trujillo, pide información de todo el mundo, hasta de los periodistas por sus contratos de publicidad y servicios profesionales, como si fuera pecado un delito trabajar. Lo grave es que se pague sin cumplir el contrato, como lo denunciado por la Contraloría.

Inclusive, hizo un contrato de suministro de tintas, cartuchos y demás elementos para oficina que no se puede comprobar si se entregaron o se utilizaron estos elementos, es decir el informe lo que denota que se había un despelote o desorden administrativo en su despacho como Presidente del Concejo.

La transmisión del festival sampedrino por internet denominado con el llamativo término de streaming, pero que solo se ve por la internet, le costó al concejo nada menos que la bobadita de 58 millones de pesos, como si no se pudiera contratar a menor costo con un canal local que tienen buena imagen y prestan un buen servicio de televisión y garantiza la audiencia.

De entrada, sin hacer mucho análisis, si no se muestran los soportes de la inversión como ordenador del gasto, ya se habla de un detrimento patrimonial de más de cien millones de pesos, esto es grave si se tiene en cuenta la situación del Municipio de Neiva.

Aparte de que se pagaron recursos a personas que aparentemente no cumplieron alguna función, compró comida para los concejales por casi nueve millones. Lo normal es que los cabildantes o cualquier persona se alimente si está trabajando, pero algunos denunciaron que les deban una boleta para reclamar la comida cuando ellos quisieran ir al restaurante.

Con esta nueva situación se comprueba que el dirigente que dice con certeza ser el más limpio, es porque nunca ha ocupado cargo en el sector público, no ha tenido la oportunidad de manejar recursos y por este motivo se considera el más honrado. Malo es señalar sin tener la certeza, solo chismes y especulaciones para bajar cabezas.

No estoy señalando ni sindicando a Mateo, que entre otras cosas, hace tiempo que no lo veo, simplemente decirle que proponga cosas nuevas para Neiva si quiere ascender en la política, que hacer proselitismo sobre el cadáver de los demás es nocivo, porque lo que ayuda es a ahondar la división que existe y es perjudicial para el desarrollo de la comunidad.  

Como me dijo un amigo, quien dice ser más fiel en el amor casi siempre tiene moza, el que apoya la guerra suelen ser el más cobarde y los que dicen que son los impolutos suelen ser los más ladrones.

Comentarios