jueves, 19 de julio de 2018
Neiva/ Creado el: 2018-07-11 07:39 - Última actualización: 2018-07-11 07:39

Con ‘lupa’ vigilarán proyecto de alumbrado público de Neiva

Una constituida veeduría ciudadana ejercerá vigilancia sobre el millonario proyecto por medio del cual se busca constituir una empresa de economía mixta u oficial prestadora del servicio de alumbrado público y desarrollo tecnológico asociado, para la capital opita.

Escrito por: Caterine Manchola | julio 11 de 2018

El alcalde de Neiva Rodrigo Lara Sánchez, presentó  ante el Concejo Municipal un ambicioso y millonario proyecto con el que pretende establecer una solución definitiva a los diferentes problemas que se vienen presentando con el alumbrado público del municipio.

Desde hace meses, la Administración Municipal viene adelantando gestiones para lograr que La Empresa de Economía Mixta con vigencia de 15 años, que pretende constituir, se convierta en un acuerdo emanado por parte del cabildo municipal.

Lo que está en juego se traduce en miles de millones de pesos, el bienestar de los neivanos que ansían dejar de ver a la ciudad ‘a oscuras’, y el reproche a una ya mala experiencia vivida con el operador Diselecsa, el cual no logró suplir las necesidades sino que las hizo más notables durante los 20 años de su gestión.  

Por ende, un importante número de miembros de la Red de Apoyo a las Veedurías Ciudadanas, constituida en el marco del proyecto “Neivanos comprometidos con el control social a los dineros públicos como un deber ciudadano y un aporte a la paz”, y otros profesionales independientes, conformaron el Comité de Veeduría Ciudadana al Proceso de Contratación del Alumbrado Público del Municipio de Neiva y a los Recursos Públicos que se Inviertan en el desarrollo del mismo.

Cuestionamientos 

“Las serias inquietudes de la ciudadanía, tienen origen en la nefasta experiencia vivida con el contrato de concesión que el Municipio le entregó a Diselecsa por 20 años en diciembre de 1.997, adjudicado sin los respectivos diseños, estudios técnicos, socio-económicos y de factibilidad, que justificara la conveniencia de la concesión y que ocasionó profundos daños al Municipio”, señaló la Red de Apoyo a las Veedurías Ciudadanas. 

Entre los más relevantes según el órgano de control se encuentran el incumplimiento del contrato por cobro de sumas a las que no tenía derecho el concesionario y el  desequilibrio económico pactado en el flujo de caja, por concepto de las variables macroeconómicas de un IPC del 18% y una TIR del 38,08%, valor fijo anual durante los 20 años.

“Después de prolongados años de discusión en los estrados judiciales, buscando explorar fórmulas para corregir las irregularidades detectadas en el contrato, la Sala Plena del Consejo de Estado dejó incólume el laudo arbitral que obliga a Diselecsa a devolver millonarias sumas cobradas irregularmente, con los intereses generados durante los 20 años; recursos que deben ser recuperados mediante acciones legales interpuestas por la actual Administración Municipal, en cabeza del doctor Rodrigo Lara Sánchez”, explicó.

Proceso

En las oficinas de la Auditoría General de la República - Seccional Seis de Neiva, se dieron cita un importante número de miembros de la Red de Apoyo a las Veedurías Ciudadanas.  

A esta asamblea asistieron representantes de Fenalco, Asocoph, Asiem, Personería Municipal, Concejo y Asamblea Visible, Corporación Nuevo Municipio, Universidad Surcolombiana, periodistas, profesores independientes y representantes del Fondo Sueco-Noruego FOS, entidad que financia el proyecto en mención.

Durante la jornada, el Director del Observatorio del Concejo y Asamblea Visible, Yilver Saavedra, puso en conocimiento de los asistentes las gestiones que la Administración Municipal viene adelantando para que el Concejo Municipal “Autorice al Alcalde de Neiva para constituir una Empresa de Economía Mixta u Oficial prestadora del servicio de alumbrado público y desarrollo tecnológico asociado”.

Fueron también analizadas algunas dificultades u obstáculos que han puesto  algunos concejales para darle trámite al Proyecto de Acuerdo, así como las dudas existentes debido a la falta de claridad y sustento técnico para viabilizar el modelo empresarial de alumbrado público, que garantice lo que mejor convenga a la ciudad y a sus habitantes.

Una vez se analizaron los distintos problemas, se estableció que el Comité de Veeduría Ciudadana ejercerá control social al desarrollo del Contrato de Alumbrado Público de la ciudad, quedando conformado por representantes de las diferentes Entidades y Organizaciones participantes, quienes se comprometieron firmemente  a defender los derechos e intereses de la comunidad neivana.

Comentarios